Carrera del Pavo. La magia del movimiento sin cadenas

Esta tradicional y divertida carrera se lleva celebrando desde 1935 en la ciudad de Segovia. En la mañana del día de Navidad (25 Diciembre) a eso de las 11:30 de la mañana se reúnen un buen grupo de valientes ciclistas a los pies del milenario acueducto que compasivo admira la destreza de estos ciclistas sin cadenas.

El evento es organizado por el Club Ciclista 53×13 que cuenta con una escuela y cientos de socios que cada año hacen posible este evento con la ayuda de las  Instituciones y los patrocinadores.

Lo curioso de esta carrera es que los participantes realizan el recorrido en sus bicicletas sin cadena, únicamente impulsados por la fuerza centrífuga del movimiento descendente o los más avispados, con sus bicicletas excéntricas y con mucha destreza.

En 2015 ya participaron algunos de nuestros socios Sexmeros y estamos seguros que este año repetirán y se animarán otros mas para divertirse en este evento tan original.

Los participantes se reúnen sobre las 10:30 / 11:00 de la mañana en la Plaza de Azoguejo para entrar y realizar su inscripción en la carrera. Los mas resacosos llegan apurados de tiempo e incluso alguno ha olvidado su bici en casa.

Otros vienen en plan espectador para disfrutar del espectáculo y reírse un rato con los amigos y después tomar unas cañas para comentar las mejores jugadas.

David vendrá con algún artilugio de esos que se fabrica que provocan las carcajadas entre el público que le animan como si fuera un extra-terrestre. Todo el mundo espera el turno del gran Pedro Delgado y su actuación en la carrera y todo el mundo le ovaciona como si estuvieran recordando aquellos tiempos gloriosos de Perico.

Momentos para hacerse retratos con los amigos, con Perico o si es necesario, con la alcaldesa de la Ciudad. Es un día de fiesta y donde mejor se disfruta es entre la familia y amigos. Los que están en la cama de resaca, nunca sabrán lo que es “La Carrera del Pavo”.

En las Noticias de TVE puedes ver un resumen corto.

En el minuto 4:50 aparece nuestro socio David con su artilugio.